Conversaciones difíciles

¿Quién dijo que todas las conversaciones son color de rosa?

En ocasiones se nos presentan situaciones difíciles donde necesitamos afrontar conversaciones que tal vez ni deseamos tenerlas, quisiéramos que todo esté en calma y tranquilidad, pero como la vida es de altos y bajos, de situaciones y reconciliaciones, en momentos toca centrarse y dar un paso adelante para conseguir esa paz en nuestras relaciones.

¿Qué haces para avanzar en una conversación difícil?

Algunos tips:

  • ¿Tienes claras tus intenciones de lo que deseas lograr en esa conversación?

Tener la intención clara te lleva a definir que es lo que quieres conseguir con esa conversación, para así evitar entrar en discusiones estériles que no te llevan a ningún resultado, ni tener claro que quieres para ti después de esa conversación y que estás dispuesto a dejarle saber a la otra persona que es lo que realmente quieres.

  • ¿Puedes identificar claramente tus emociones?

Que no solo sean la rabia, la tristeza, la rebeldía, la impotencia… si, solamente te manejas por el impulso de las emociones quizás crecerán durante la conversación. Identificar cual es la emoción que está activando el conflicto te permite dirigir la conversación hacia lo que quieres resolver y no hacia una discusión sin resultado.

  • ¿Estás dispuesto a escuchar?

Escuchar es difícil cuando estas involucrado emocionalmente, porque más bien quisieras solo hablar y descargar todo lo que necesitas decir. Prepárate con el pensamiento claro de hacer un alto y escuchar la otra parte, entender los por qué y las razones del otro que los llevaron a esa conversación, de esta manera podrás mirar el panorama completo, tu versión y la del otro.

  • ¿Qué pasa si no logras los objetivos?

Algunas conversaciones difíciles no te llevan a resultados esperados por ti, así que debes pasearte por todos los resultados y poder aceptar que no siempre el objetivo que tenías planteado no se da, en ese momento es cuando debes plantearte si es necesario hacer un cambio de rumbo, mirar por qué no se dio tu objetivo y pasar a un siguiente peldaño, replantearte el siguiente objetivo, que es lo que debes hacer a continuación.

Para una conversación difícil también es importante buscar un lugar y tiempo adecuados, tomarte un espacio de tiempo de reflexión durante la conversación, respirar y vaciar la mente para continuar y al final tómate un tiempo para reconfortarte y asimilar todo lo conversado, buscando tu paz interior.


Trabajemos juntos en identificar tus emociones bloqueadoras, solicita tu Evaluación Gratis

Imagen: freepik, dcstudio

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¡Continúa leyendo!